Banco de innovaciones en acción social

Be Girl, proyecto contra la pobreza menstrual, y el estigma y los tabús que conlleva
Be Girl y Plan Internacional

Proyecto para combatir la pobreza menstrual, así como el estigma y los tabúes que conlleva. Consta de una oferta de productos menstruales reutilizables y asequibles, talleres de formación y un colgante que ayuda a hacer el seguimiento del propio ciclo menstrual.

Los productos Be Girl consisten en productos menstruales reutilizables, como braguitas o compresas de tela, hechos de materiales impermeables y absorbentes que previenen las pérdidas y permiten tener una menstruación asequible y segura, tanto para el medio ambiente como para las personas usuarias. Tienen una vida útil de dos años, evitando los residuos de las compresas y tampones tradicionales, además de ser más seguras, higiénicas y más económicas a largo plazo. Su diseño es cómodo, bonito y eficiente para dar respuesta a las necesidades de las personas que menstrúan.

El proyecto también ofrece talleres de conocimiento del ciclo menstrual, que incluyen además la utilización de Smart Cycle, una herramienta que permite conocer el ciclo menstrual y sus diferentes partes (menstruación, ovulación, día de máxima fertilidad, etc.). Se trata de un colgante que ayuda a hacer el seguimiento del propio ciclo menstrual y entender mejor el propio cuerpo. Estos talleres están pensados tanto para niñas como para niños, para mostrar la menstruación como un hecho natural y libre de estigmas. Se realizan en escuelas y en lugares de ocio, para convertirlos en espacios más seguros y libres de los tabúes relacionados con la menstruación.

Los productos Be Girl también se pueden comprar en línea, y con los beneficios de la comercialización las organizaciones impulsoras financian la distribución gratuita de los productos a chicas con pocos recursos.

Niñas colombianas con su Smart Cycle. Extraída de la página web de Be Girl

Tipo de actividad:

Proyecto temporal

Localización:

Colombia y 30 países más

Colaboradores / Financiadores:

Be Girl y Plan Internacional

Génesis:

El año 2012 Diana Sierra, diseñadora colombiana que trabajó para marcas como Nike, viajó a Uganda para participar en proyectos de empoderamiento de mujeres. Allí tomó conciencia del problema de la pobreza menstrual, muy extendido en países pobres, pero también entre familias pobres de todo el planeta. Fue entonces cuando decidió utilizar su experiencia como diseñadora para proporcionar una solución a este problema que pudiera ser cómoda, eficiente y bonita, contribuyendo a que miles de niñas en el mundo puedan vivir la menstruación de forma digna.

Nivel de implementación:

Be Girl es una empresa social con un gran impacto, el 2018 distribuyó 25.619 productos menstruales de forma gratuita en 14 países de América Latina y África. Además, realizó talleres con 19.700 niñas y 1.300 niños, que mejoraron sus conocimientos sobre el ciclo menstrual.

Ha recibido varios premios como Spark Health (2015), Silver A’ Design Award (2015), o Power Together Award (2019), entre otros.

En Colombia, el proyecto duró 6 meses (octubre 2017 – abril 2018) y atendió 3.636 niñas y mujeres de la región de Bolívar.

Pin It on Pinterest

Comparte